El mar Báltico y su influencia en Estonia

El már Báltico baña Estonia completamente y está ligado a su historia. Por este mar llegaron y se asentaron los mercaderes alemanes que pertenecientes a la Liga Hanseática en el SXIV y que proporcionaron al país una parte de su identidad. Por el mar vinieron daneses y suecos que controlaron el territorio hasta el siglo XVII. Es a orillas del Báltico donde puedes disfrutar de algunos de los mejores paisajes de Estonia como pueden ser las bahías que puedes encontrar en el parque nacional de Lahemaa o de los paisajes escarpados de Saarema.

El punto de salida hacia el mar del Norte y con ello hacia el Atlántico esta controlado por la península de Jutlandia y la isla de  donde se encuentra Dinamarca que durante siglos uso esta situación estratégica para ejercer su hegemonía y sacar beneficio económico y esa tradición es algo que llega hasta nuestros días con ejemplos como el de la naviera Maersk que es danesa.

Por el lado estonio los principales puertos son Tallín, Sillamäe y Maardu

No obstante la potencia tradicional de la zona fue durante siglos Suecia, y mantuvo su disputa con Polonia aunque es algo que suena extraño porque cuando miramos en un mapa el Báltico vemos dos potencias como son Rusia y Alemania. Pero el primero no obtiene una salida al mar en esta zona hasta el Siglo XVIII con la victoria sobre Suecia en la guerra del norte y el segundo no es un país unificado como tal hasta el Siglo XIX aunque en este caso si que existía un gran numero de Alemanes del Norte asentados por toda la región. En el caso de Rusia la victoria en la guerra supuso por fin la ventana marítima que tanto deseaban sus gobernantes, en este caso Pedro I.

Con este énfasis en lo histórico pretendemos ayudarte a encuadrar Estonia a fin de que la puedas situar un poco mejor tanto política como cultural y socialmente y puedas comprobar así que cuando situamos Estonia como un país nórdico no nos lo sacamos de la manga porque es frecuente que la gente que no lo conozca asocie Estonia con Rusia y no tienen nada que ver. Nos referimos a Rusia como país porque si es verdad que en aquí existe una buena parte de la población de origen ruso, sobre todo en Tallin, donde es prácticamente la mitad de la población y que principalmente reside en el distrito de Lasamäe y en la ciudad de Narva.

Si vienes de vacaciones a la es Estonia y decides pasar unos días en la costa vamos a intentar romper varios mitos porque solemos asociar el Báltico a que el agua estará muy fría. Sí, el mar se congela parcialmente en invierno. Concretamente a la altura de Estonia el mar estará congelado y podrás andar sobre el hielo, o incluso cruzar desde la parte continental hasta la isla de Saarema en un puente helado, pero en los meses de verano te podrás bañar sin problema. Verano o incluso otoño porque algunos nos hemos dado un chapuzón en Pärnu a finales de Septiembre después de haber perdido una apuesta.

Dicen que se puede encontrar un estonio en cada puerto y aunque suena exagerado nos sirve para ilustrar la importancia que tiene  el mar aquí. Como dato curioso te contamos que las pruebas de vela de las olimpiadas de Moscú 80 se celebraron en Tallin.

Y es también por mar una de las principales formas en las que los turistas conocen el país. Es curioso porque seguramente cuando contratan su crucero a para Tallin pasa desapercibido aunque lo más interesante es que después de visitarlo mucha gente queda con ganas de volver.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.